Por dos ciclos productivos

Declararon el desastre agropecuario a explotaciones de Neuquén

La medida fue adopatada por la acumulación de arena volcánica y la intensa sequía.

El Ministerio de Agricultura, por Resolución 60/2012 publicada este miércoles en el Boletín Oficial, declaró el estado de desastre agropecuario a las explotaciones agropecuarias de los Departamentos Collón Curá y Catán Lil y parte de varios lotes oficiales correspondientes al Departamento Lácar, en la provincia de Neuquén, afectadas por acumulación de arena volcánica y sequía, desde el 16 de enero de 2012 y hasta el 31 de marzo de 2013.

 

Se determina que el 31 de septiembre de 2013 es la fecha de finalización del actual ciclo productivo para las producciones de las áreas citadas.

 

A los efectos de poder acogerse a los beneficios que acuerda la Ley Nº 26.509, de emergencia agropecuaria, los productores afectados deberán presentar certificado extendido por la autoridad competente de la provincia, en el que conste que sus predios o explotaciones se encuentran comprendidos en los casos previstos.

 

Las instituciones bancarias nacionales, oficiales o mixtas y la  Administración de Ingresos Públicos (AFIP), arbitrarán los medios necesarios para que los productores agropecuarios comprendidos en la  resolución gocen de los beneficios previstos en la Ley Nº 26.509.

 

La resolución lleva la firma del ministro de Agricultura,  Norberto G. Yauhar y en los considerandos expresa que las áreas mencionadas fueron afectadas por acumulación de arena volcánica y sequía, que las afectará por un lapso de dos ciclos productivos 2011-2012 y 2012-2013.

 

Señala que la provincia del Neuquén presentó ante la Comisión Nacional de Emergencias y Desastres Agropecuarios, en la reunión extraordinaria del 17 de enero de 2012, la correspondiente solicitud para que se declare, dentro de los términos de la Ley Nº 26.509, la situación de desastre agropecuario por acumulación de arena volcánica y sequía.

 

Dicha Comisión ha analizado la situación ocurrida en las explotaciones provinciales y entiende que corresponde declarar el estado de desastre agropecuario por acumulación de arena volcánica y sequía, a fin de la aplicación de las medidas previstas en la Ley Nº 26.509 para paliar la situación de los productores y posibilitar la recuperación de las explotaciones afectadas.

Envianos tu comentario